Mundo

“No soy un monstruo”, afirma la mujer que llevó a su tío fallecido al banco

"No soy un monstruo", afirma la mujer que llevó a su tío fallecido al banco
Foto: abcnoticias

El 16 de abril pasado, Erika de Souza Vieira Nunes provocó un escándalo al llevar el cadáver de su tío a un banco de Brasil para intentar retirar unos US$3 mil de su cuenta tras haber solicitado un préstamo.

La mujer, de 42 años, llegó al banco con su difunto tío en una silla de ruedas, sentándolo y sosteniéndole la cabeza mientras intentaba que firmara los documentos del préstamo con un lapicero entre sus dedos.

Ante esta extraña escena, el personal del banco alertó a la Policía, quienes solicitaron una ambulancia para evaluar al hombre. Los médicos certificaron su fallecimiento, y Erika fue detenida y pasó 16 días en prisión.

TE RECOMENDAMOS: 👉  Más de 8 millones de dispositivos Windows afectados por error, estima Microsoft

Después de ser liberada, en una entrevista en el programa Fantástico, Erika explicó su versión de los eventos, afirmando que creía que su tío aún estaba vivo al llegar al banco.

“Nunca me di cuenta de que mi tío estaba muerto. Es absurdo lo que la gente dice. No soy la persona que la gente piensa, no soy un monstruo”, afirmó en televisión.

Erika también sugirió que la muerte de su tío podría haber sido causada por pastillas que tomó ese día, aunque no está segura. Sin embargo, esta teoría fue desmentida por los médicos, quienes señalaron la rigidez del cuerpo del fallecido, indicando que había muerto al menos dos horas antes de llegar al banco en silla de ruedas.

TE RECOMENDAMOS: 👉  Biden se baja: anuncia su retiro de la candidatura demócrata

También le puede gustar...